Este comedero automático utiliza un antiguo exprimidor reciclado de la basura como motor para hacer salir el pienso.
Consiste en un simple cubo al que se le practica un agujero de 40 mm donde se coloca un trozo de unos 6-7 cm de tubo de PVC de 40 mm. En el interior se coloca tumbado el exprimidor en cuyo eje se ha colocado un muelle. Éste va metido en el interior del tubo de PVC y los pellets de pienso van en el interior del cubo sobre el propio exprimidor.
El motor del exprimidor está dirigido por un simple programador, tiene poca velocidad porque en su interior tiene unas ruedas dentadas reductoras.
El funcionamiento del comedero es bueno, la regulación de la cantidad de alimento que sale se hace por:
  • el tiempo del programador.
  • por la profundidad del tubo de 40mm, si el tubo está más saliente la cantidad de pienso que sale es mayor.
  • por su inclinación, de forma que si lo ponemos más inclinado sale más cantidad.

Restos del exprimidor viejo con un muelle. Cambié el muelle porque me parecía muy largo. Así queda el interior.

El tubo puede cambiar su inclinación. Primeras pruebas satisfactorias en el banco del taller. Los pellets son una mezcla de 3 y 6 mm.

Funcionando en el estanque sin problemas. La tapa evita la entrada de agua al interior.
Ahora habrá que mejorar la estética.